lunes, 17 de septiembre de 2007

Fernando Alonso, Bi-Campeón del mundo en F-1


Aun duran en mis oídos el tronar de los motores del Gran Premio de Spa, el tercer puesto de Fernando y esos dos puntos de diferencia con su "compañero" de escudería han puesto al rojo vivo el final de este aciago campeonato. Ser tri-campeón no lo tiene nada fácil y mucho menos con los aires que soplan por los boxes. Pero el ataque al que se le está sometiendo desde la prensa inglesa y alemana es lo peor que he leído en muchos años sobre un deportista, absolutamente vomitivo. Pero vayamos por partes.

Que Fernado no es una hermanita de la caridad lo sabemos los aficionados al motor pero ¿acaso la F-1 es un convento?. La F-1 es un negocio , un enorme negocio y sus propietarios son ingleses, como inglesa en la escudería en la que Fernando está este año. Y como ingles es el piloto Hamilton. Quizá con los acontecimientos vividos este quedando a la vista la maniobra de Mclaren, contratar al bi-campeón del mundo para arropar el despegue de la tan añorada "esperanza inglesa" vista la inutilidad de Baton. Pero les ha salido el tiro por la culata, Alonso es mucho Alonso...se crece ante las dificultades porque nadie le ha regalado nada desde el primer día en que gano su primer campeonato de cars de fabricación casera.

Pone, la prensa inglesa, el grito en el cielo porque Alonso le barró el paso justo en la primera curva de Spa después de la salida...pero señores que esto es un campeonato de F-1, que está en juego el campeonato del mundo, y si con esto no hubiera suficiente Alonso simplemente aguanto mejor la trazada que Hamilton y no se achico y salio zumbando en Eau Rouge cuando ambos coches iban en paralelo y le saco 7 segundos (creo) al final de la carrera...vamos que fue el mejor después de los dos Ferraris que estuvieron impecables.

Pero claro Fernando Alonso tiene un defecto, un muy grave defecto: ES ESPAÑOL.

Voy a enviar a la Cárcel de Papel para lo que resta de temporada a todos esos entes que están moviendo los hilos de la opinión publica creando una corriente antideportiva que no merece la F-1, tachando de antideportivo y casi delincuente a un piloto que pese a quien pese es el BI-CAMPEÓN del MUNDO y espero que este año pueda revalidar el titulo.

1 comentario:

schumi forever dijo...

En mi opinión no se merece mucho respeto por su forma de ser de cara al público, arrogante y egocéntrico, alguien que dijo al ganar su primer mundial que no debía dar las gracias a nadie más que su familia. Premio a la modestia. Y de hecho bicampeones hay unos cuantos, no es nada del otro mundo, lo difícil y lo único es ser heptacampeón.

Saludos

Loading...